9 C
La Paz
martes, diciembre 6, 2022
InicioDeportesCelestes y rojos se "perjudican"

Celestes y rojos se «perjudican»

Los equipos de Bolívar y Wilstermann empataron a un gol (1-1), la tarde de este sábado en el estadio Hernando Siles, de La Paz. El encuentro correspondió a la décima segunda fecha del campeonato Apertura de la División Profesional que regenta la Federación Boliviana de Fútbol cuyo ente ordenó que la fecha se complete con escenarios vacíos por la expansión del Covid-19.

Fue una tarde atípica para los pocos que lograron ingresar al escenario deportivo, pues en las tribunas no había una sola persona y hasta se escuchaba la acelerada respiración de los jugadores, además del sonido de las cámaras fotográficas de los fotoperiodistas en el momento de capturar la imagen, no menos cierto que el sonido del silbato del árbitro (Gery Vargas) parecía que había tomado más fuerza, pues se escuchaba muy fuerte, pero los reclamos también.

Para los pocos «afortunados» este día no pasará al olvido, ya que es la primera vez que en el estadio de Miraflores se jugó un encuentro oficial a puertas cerradas, no es para menos debido a la propagación del virus, el Gobierno nacional tomó medidas que pueden frenar el «contagio» por lo que los federativos asumieron la determinación de que la décima segunda fecha del torneo se complete con escenarios vacíos.

Pero había unos contados aficionados que subieron a lo más alto de los edificios que rodean el campo deportivo para acompañar a su plantel desde la distancia y con una bandera que los identificaba como hinchas del celeste.

El partido fue transmitido por canal cerrado, la empresa que tiene los derechos de televisación «mostró» el choque y quienes tienen el privilegio de contar con televisión por cable en sus domicilios sin duda que siguieron un encuentro que se caracterizó por un buen juego, pues los dos equipos expusieron sus argumentos pero una vez más les faltó la puntada final y se tuvieron que conformar con un empate que les hace un flaco favor, ya que de sumar las tres unidades la historia sería distinta.

Los rojos fueron los primeros en colocarse en ventaja, a los nueve minutos dejaron congelados a los dueños de casa, el jugador William Álvarez, convirtió un gol «raro» pues Cristian Chávez pasó la pelota justo en la zona de peligro, la «caprichosa» chocó en la rodilla del jugador y se metió al fondo del arco y sorprendió al golero, aunque no a la defensa pues peleaba para evitar el pase.

Con el 0-1 en contra el equipo celeste fue presa de los nervios y no consiguió igualar el marcador, pero también chocó contra un equipo que expuso sus mejores argumentos futbolísticos con jugadores que estaban atentos a cualquier llegada de peligro, así finalizó el primer tiempo con un marcador adverso para los locales.

En el segundo tiempo, el celeste había recargado las pilas y comenzaron a buscar primero el tanto del empate, la propuesta de juego permitió que el encuentro sea más movido, con llegadas rápidas que complicaron la defensa. Fue a los 72 minutos cuando el jugador Teodoro Paredes convirtió el único tanto para el celeste.

Mientras pasaban los minutos el árbitro del compromiso Gery Vargas, se vio obligado a mostrar tarjetas rojas en el sector de las casamatas, expulsó a Diego Ferella (preparador físico) y José María Antezana, (delegado) ambos de Bolívar además de Víctor Ramondino (asistente), de Wilstermann los tres salieron de la banca de suplentes a los 82 minutos con lo que se calmaron los ánimos.

Con el empate finalizó el compromiso, después el administrador del estadio, Eduardo Flores mostró que en la casamata ocupada por los jugadores de Wilstermann hubo daños materiales.

ARTÍCULOS RELACIONADOS

MÁS LEÍDAS

- Publicidad -