17 C
La Paz
miércoles, agosto 10, 2022
InicioOpiniónEditorialDeficiente lucha contra trata de personas

Deficiente lucha contra trata de personas

Un «Informe sobre Trata y Tráfico de Personas, 2022» del Departamento de Estado de Estados Unidos, señala que Bolivia hace esfuerzos significativos pero no logra cumplir plenamente los estándares mínimos requeridos para enfrentar la trata de personas. Hace referencia a que las autoridades adoptaron un nuevo protocolo de identificación de víctimas y un mecanismo de derivación y capacitaron a los funcionarios, «Sin embargo, el Gobierno no cumplió con los estándares mínimos en varias áreas clave. Las autoridades procesaron a menos tratantes, los servicios especializados para todas las víctimas en todo el país continuaron siendo escasos y los esfuerzos para enfrentar el trabajo forzoso fueron insignificantes», puntualiza el informe.

La trata de personas y los feminicidios tienen relación sin duda. Recordemos que el presidente Luis Arce, el pasado mes promulgó la ley de protección a las víctimas de feminicidio, infanticidio y violación de niños. Con esta norma, se pretende impedir que las personas sentenciadas por estos delitos salgan de la cárcel o puedan acogerse a la medida de arresto domiciliario. Las reformas planteadas en la norma se encaminan a evitar la impunidad en los delitos de infanticidio, feminicidio y violación. Son necesarias las medidas complementarias para hacer respetar la ley y evitar transgresiones, pero de nada servirán mientras se mantenga la actual situación en la que la justicia carece de independencia para operar sin ser subordinada al poder político.

Mientras tanto, en lo que se refiere a los feminicidios, el gobierno considera que disminuyeron los casos. Se presentaron datos estadísticos que señalan que desde el primero de enero hasta el 30 de junio de este año se registraron 48 casos de feminicidio y 21 casos de infanticidio en el país. El director de la Fiscalía Especializada en Delitos Contra la Vida y la Integridad Personal, Sergio Fajardo, informó que, en 2021, en el mismo periodo se reportaron 60 casos. Según el fiscal, todos los hechos están siendo investigados. De acuerdo a la información oficial el departamento de La Paz registra el mayor número de feminicidios, 19, seguido de Santa Cruz con 13, Cochabamba 8, Potosí 4, Beni y Tarija 2 en cada departamento. Oruro y Chuquisaca no reportan casos.

En lo que corresponde a trata de personas, informes últimos de prensa dan cuenta que en el primer semestre de esta gestión los casos de trata y tráfico de personas aumentaron en un 23%. Hasta el 28 julio de 2022 la Fiscalía General del Estado atendió 1.081 investigaciones referidas a la trata de personas. La directora de la Fiscalía Especializada en Delitos en Razón de Género y Juvenil, Daniela Cáceres, detalló que la principal incidencia se dio en el departamento de La Paz con 434 casos, seguido de Santa Cruz con 239, y en tercer lugar Cochabamba con 160. Tarija registró 56 casos, Potosí 52, Oruro 52, Chuquisaca 38, Beni 34 y Pando 24 casos.

El tema de la trata de personas tomó actualidad al recordarse al finalizar julio el Día destinado a luchar contra la trata de personas. Cada año se establece un tema o lema que permite analizar esta cuestión. En 2022, el lema es «Uso y abuso de la tecnología» en el sentido de que Internet es una herramienta que permite la trata de personas pero también puede impedirla. Los delincuentes encuentran en la tecnología e internet una herramienta para captar personas, reclutarlas y explotarlas, organizar su transporte y alojamiento y contactar con los supuestos clientes, o para comunicarse entre ellos, ocultar las ganancias etc. Pero también los cuerpos y fuerzas de seguridad pueden usar esta herramienta para capturar a los criminales, incriminarles a través de pruebas digitales, y como método para ayudar a las víctimas.

La trata de personas es considerada uno de los más graves delitos de violación a los derechos humanos, siendo catalogada un símbolo moderno de esclavitud del siglo XXI, Se estima que aproximadamente el 30% de las víctimas de la trata de personas son niños y el otro 70% son mujeres y niñas. Los primeros en la mayoría de los casos se usan para realizar trabajos forzosos en situaciones precarias, mientras que las mujeres y niñas son explotadas sexualmente desde muy temprana edad. Esto sin contar aquellos casos relacionados con los comerciantes de órganos del mercado negro, o que se vinculan con otros hechos delictivos como el tráfico de drogas.

Actualmente, más de 12 millones de personas a nivel mundial son víctimas de este delito. Existen aproximadamente 500 rutas de tráfico de personas y tan solo 32 de ellas se encuentran en Iberoamérica. Unido a ello se resalta el gran peligro potencial que ha originado Internet y las redes sociales, donde las traficantes tienden puentes de forma anónima con posibles víctimas, atrayéndolas hacia su red de contrabando humano. Según informes emitidos por la Organización de las Naciones Unidas, los grupos humanos que tienden a padecer este tipo de hecho delictivo son los desplazados, es decir, personas que han tenido que abandonar su país de origen, por culpa de un conflicto armado o situación política que los impulsa a emigrar o pedir refugio a otra nación. Allí, donde hay grandes corrientes migratorias es donde la ONU ha orientado los mayores esfuerzos para luchar contra la trata de personas, realizando los más grandes eventos cada 30 de julio.

ARTÍCULOS RELACIONADOS

MÁS LEÍDAS

- Publicidad -