9.8 C
La Paz
sábado, junio 22, 2024
InicioOpiniónEditorialDía Mundial del Internet, y de las Telecomunicaciones

Día Mundial del Internet, y de las Telecomunicaciones

Este 17 de mayo se celebran dos acontecimientos de vital importancia para la humanidad por impulsar el desarrollo del conocimiento y consolidar la libertad de expresión. Se trata del Día Mundial de Internet, y el Día Mundial de las Telecomunicaciones y la Sociedad de la Información, que tienen la finalidad de sensibilizar a la comunidad mundial acerca de la utilización de Internet y otras Tecnologías de la Información y la Comunicación (TIC), orientados a reducir la brecha digital en algunas sociedades y economías del mundo. El objetivo es dar a conocer las posibilidades que ofrecen las nuevas tecnologías y promover su accesibilidad a la red. En la actualidad se observa el incremento de la conectividad a la red y la consolidación de la economía digital, entre otros aspectos. Sin embargo, se destacan brechas o diferencias significativas en el acceso y velocidad de las redes, generando condiciones de desventaja y desigualdad en el uso de la red en varios países del mundo.

Según el portal «Bolivia verifica», nuestro país no tiene el peor internet del continente, pero sí es uno de los más lentos. De acuerdo al informe Worldwide Broadband Speed League 2022, el internet en Bolivia tiene una velocidad de 10.66 megabits por segundo (Mbps), nivel que coloca al país en el puesto 20 en el continente y en el 147 en el mundo. Es decir, por debajo de Bolivia se encuentran en el continente Haití con una velocidad de 9.54 Mbps (puesto 157 global), Surinam con una velocidad de 9.48 Mbps (puesto 158 global), Venezuela con 4.47 Mbps (187 en el mundo) y Cuba con 3.26 Mbps (203 global).

El informe muestra los resultados de un seguimiento a la velocidad de conexión a la red en 220 países. Según este informe, el acceso a una banda ancha rápida es todavía muy desigual alrededor del mundo. Un ejemplo es Bolivia, que tiene una conexión de 10.66 Mbps, mientras que en Estados Unidos es de 118.1 Mbps. En América Latina y el Caribe, el país mejor posicionado en velocidad de descarga es Chile, que ocupa el puesto número 27 en el ranking global con un promedio de 89.18 Mbps; le siguen Uruguay en la posición 42 con 59.29 Mbps, y Brasil, tres puestos por debajo con 53.89 Mbps.

Pero lo que nadie puede negar es que el Internet ha cambiado la vida de la gente, la forma de trabajar y ha facilitado el ritmo de casi todas las actividades. Anualmente el Consejo de la Unión Internacional de Telecomunicaciones selecciona un tema para la reflexión y el intercambio de ideas, mediante debates. En 2024, el lema es «La innovación digital puede ayudar a abordar los desafíos más apremiantes del mundo». Las tecnologías digitales pueden ayudar a alcanzar el 70% de las metas de los Objetivos de Desarrollo Sostenible, desde la lucha contra el cambio climático hasta el fin de la pobreza y el hambre. Por ello, es fundamental desarrollar el pensamiento y la acción innovadores en el mundo digital. El uso de internet ha cambiado la forma de relacionarnos con el mundo, traspasando las barreras de la comunicación y las fronteras geográficas. Diversos sectores (comercio, gobierno, educación, salud, entre otros) han sido impactados por las redes de información, generando avances que benefician a la humanidad.

El derecho de acceso a internet es reconocido por la Organización de las Naciones Unidas como un derecho humano fundamental de las personas, vinculado a la libertad de expresión. La Relatoría Especial para la Libertad de Expresión de la Comisión Interamericana de Derechos Humanos (CIDH), establece que el derecho de acceso a Internet debe garantizar la conectividad y el acceso universal a la infraestructura de Internet y a los servicios de las tecnologías de la información y la comunicación de manera equitativa, económicamente accesible y con una calidad adecuada.

En tal sentido, los estados y naciones de todo el mundo deben garantizar el acceso a internet sin restricciones, entre otros derechos humanos fundamentales, contemplado en su normativa legal y jurídica: Promover el acceso universal a Internet para garantizar el disfrute de derechos humanos como la libertad de expresión, la educación, la atención de la salud y el trabajo. Generar mecanismos regulatorios que fomenten el acceso a Internet, especialmente en las poblaciones más vulnerables, zonas rurales y áreas alejadas de los centros urbanos. Promover puntos de acceso públicos a tecnologías de información y comunicación. Concienciar a la población sobre el uso adecuado de Internet, así como sus beneficios. Asegurar el acceso equitativo a Internet para personas con discapacidad, adultos mayores. Pero lo que se logró hasta ahora puede quedar solo como una base de despegue, debido a que la embestida de la Inteligencia Artificial (IA) está revolucionando todo con su capacidad de ver, oír, recordar, asimilar y hablar, además de ayudar en un universo de necesidades.

ARTÍCULOS RELACIONADOS

MÁS LEÍDAS

- Publicidad -