Ecofuturo dona mascarillas de protección al Colegio Médico de Beni

Desde el primer día que Beni dio positivo al primer caso de COVID-19 no dejó de incrementar, es por ello que Banco Ecofuturo decide contribuir a la labor de los médicos realizando una donación de 500 mascarillas de protección facial para combatir y protegerse del coronavirus.

“Toda medida de bioseguridad es importante para que los médicos puedan combatir el contagio y la propagación del COVID19, por ello acompañamos a los médicos que valerosamente están luchando contra el coronavirus en este departamento y esperamos que estas mascarillas de acetato les permitan reforzar sus medidas de bioseguridad personal que a diario necesitan para cuidar a la población beniana”, expresó Gustavo García, Gerente General de Banco Ecofuturo.

La entidad financiera, en el marco de su programa de Responsabilidad Social Empresarial (RSE) realizó la entrega de 500 mascarillas de acetato al Colegio Médico de Beni, para seguir combatiendo la propagación del coronavirus, la entrega fue en el mismo Colegio de Médicos a la doctora María del Carmen Guayacuma Mendoza, presidente del Colegio Médico de Beni. Este material que tiene la característica de ser lavable, reutilizable y muy resistente, será distribuido a los centros médicos del departamento de Beni. De esta forma, Ecofuturo pone su granito de arena para que personal médico siga trabajando y reforzando las medidas de seguridad.

“Esperamos que este aporte permita reforzar las medidas de bioseguridad que están implementado desde el inicio de esta crisis sanitaria, sabemos que hay muchas más necesidades y estamos preparándonos para seguir apoyándolos, como parte de nuestro compromiso con la sociedad”, dijo Jorge Semo Moreno, Gerente de Sucursal Beni.

En la entrega también estuvieron presentes el doctor Carmelo Merubia Santa Cruz, vicepresidente del Colegio Médico de Beni y el doctor Carlos Eduardo Silva Muñoz, secretario de esta institución. Los ejecutivos del banco Ecofuturo reiteraron la importancia de cumplir con las normas de seguridad, impuestas por el gobierno central, con el objetivo de cuidar la salud, tanto de médicos como del personal de los bancos, clientes y usuarios. El personal de Ecofuturo utiliza estas mismas mascarillas para la atención al público.

“Sabemos que toda acción empresarial para evitar el contagio del coronavirus es imprescindible y reiteramos nuestro mensaje a la población que también cada persona es responsable de cumplir con las medidas de bioseguridad cuando salen a la calle porque así también colaboran con el trabajo de los médicos y resguardan su salud en esta dura etapa de la pandemia”, enfatizó García.

Programa de Responsabilidad Social

Ecofuturo, a través de su programa de Responsabilidad Social Empresarial, realizó varias acciones para apoyar en el fortalecimiento de las medidas de bioseguridad que instituciones públicas y privadas implementan para evitar la propagación del coronavirus. Este es un compromiso que se mantendrá durante la emergencia por la pandemia y se continuará realizando en diferentes lugares del país que lo requieran.

En ese marco, la Secretaría Municipal del Salud del Gobierno Autónomo Municipal de La Paz recibió una donación de 500 mascarillas de protección hechas de acetato y 50 cajas de protección COVID-19, que, al estar fabricadas con un material acrílico, permiten al personal de salud atender a los pacientes con mayor seguridad y comodidad, reduciendo así el riesgo de contagio.

Con el convenio interinstitucional firmado con Gustu Gastronomía S.A. y la Fundación Unifranz, se contribuyó al “Programa de Alimentación nutritiva para el personal de Centros de Salud – Emergencia Sanitaria COVID 19” con un monto de 10.000 dólares para la compra de insumos, elaboración y distribución de 400 raciones diarias de comida nutritiva, durante dos semanas, con el objetivo de fortalecer el sistema inmunológico y la alimentación del personal de cuatro hospitales en La Paz y El Alto que atienden a pacientes con coronavirus.

Cuidando a la población más vulnerable, Ecofuturo realizó una donación de 15 trajes de bioseguridad, para ayudar a prevenir el contagio de coronavirus, y una máquina cortadora de verduras industrial con el fin de mejorar la eficiencia y calidad con la que se prepara la comida diaria para 220 adultos mayores que viven en el Hogar San Ramón, institución que desde hace 30 años está a cargo de la Congregación Hermanitas de los Ancianos Desamparados.