El descenso es un caso cerrado para la FBF

APG

El presidente de la Federación Boliviana de Fútbol (FBF), César Salinas, reiteró que el descenso de Destroyers está cerrado sin vuelta atrás, a pesar de la insistencia de los clubes cruceños por revertir esta determinación y mantener al cuadro cuchuquí en la División Profesional.

«En el tema de descenso está el asunto cerrado, el Comité ya emitió una resolución y todos sabemos el contenido», declaró Salinas en las afueras de la casa de la FBF en la zona de Achumani, tras conocerse que la reunión del Consejo Superior de la División fue postergada para este viernes en La Paz por la falta de quórum.

Los clubes cruceños (Oriente Petrolero, Blooming, Guabirá y Royal Pari) piden un tratamiento legal sobre el ascenso y el descenso de categoría en cumplimiento con las normas federativas, de lo contrario tomaron la postura de no asistir al Consejo, que tiene como objetivo aprobar la convocatoria y el reglamento del campeonato.

Sport Boys fue marginado del profesionalismo porque no se presentó al último cotejo del Clausura, frente a Real Potosí en la Villa Imperial, y de esta manera Destroyers apareció como el último en la tabla acumulativa. De acuerdo a la lectura que hizo el Comité Ejecutivo de la FBF, los cuchuquís deberían descender de forma directa y quedaron sin opción de acceder al ascenso-descenso indirecto. Esto provocó un movimiento en contra de la Federación.

Municipal Vinto ascendió de manera directa como campeón de la Copa Simón Bolívar, pasando a ocupar el lugar de Destroyers; entretanto, Sport Boys quedó fuera y su plaza pasó a ser cubierta por Real Santa Cruz para completar los 14 clubes como establece el reglamento. Es así que quedó descartada la idea de subir a 16 clubes, manteniendo al cuchuquí y al Toro.

«Qué motivación tendrían los clubes si no desciende nadie», mencionó Salinas. La FBF volverá a hacer una explicación técnica y jurídica sobre los pasos que condujeron a esta determinación, pese a que este asunto está fuera de la orden del día.

Wilstermann y Bolívar se colocaron del lado de los clubes del oriente y agregaron a su pliego la participación directa sobre la licitación abierta para la obtención de los derechos televisivos del fútbol boliviano de la gestión 2021 que se prolongará por cuatro años.

Salinas explicó que: «Estamos preparando un borrador sobre la formación de una comisión que tratará los derechos televisivos. Sin problema vamos a integrar a dos o tres dirigentes de los clubes para que vean que hay transparencia».