La CIDH afirma que la reelección indefinida no está contemplada como derecho humano

Esa es la principal conclusión de la posición de la Comisión Interamericana de Derechos Humanos (CIDH), al iniciarse la audiencia en la que organismos internacionales, entre ellos la OEA, así como instituciones democráticas de Bolivia, plantearon ante la Corte Interamericana de Derechos Humanos, un pronunciamiento claro "que evite a políticos inescrupulosos aprovecharse para buscar el continuismo en el gobierno, como lo hizo el ex presidente Evo Morales", afirmaron miembros del CONADE.

A petición de Colombia la Corte Internacional de Derechos Humanos fijó su posición sobre la reelección indefinida. En la audiencia virtual, el presidente de la CIDH, Joel Hernández, afirmó que «la reelección presidencial indefinida socava las bases de la democracia, y puede afectar el pleno goce de los derechos humanos».

Señaló «que la reelección presidencial indefinida no se reconoce como derecho autónomo en el sistema interamericano ni en el derecho internacional. El derecho a votar y ser elegido, no es absoluto y admite determinadas restricciones».

«La reelección indefinida es contraria a la Convención Americana por sus efectos negativos en la democracia representativa, corazón de la OEA y la restricción cumple con el principio de legalidad y proporcionalidad», fundamentó Hernández.

Bolivia, intervino en la audiencia mediante el Subprocurador de Defensa y Representación Legal del Estado, Alejandro Roda, el encargado de negocios de Bolivia en Costa Rica, William Herrera que pidió que el juez Raúl Zaffaroni, se excuse por ser abogado de Evo Morales.

Por la OEA participó el director del Departamento para la Cooperación y Observación Electoral, Gerardo de Icaza, exhortando la responsabilidad de la Corte Interamericana, por estar ante una enorme oportunidad para emitir una opinión clara e inequívoca. Hablando a nombre del Secretario General de la OEA, señaló que «el establecimiento de limitantes a la reelección no sólo es un instrumento legítimo, sino necesario para salvaguardar el buen funcionamiento de la institucionalidad democrática»… «La Honorable Corte tiene hoy la posibilidad de ponerle fin y de fijar un criterio inequívoco que brinde un paraguas de protección para nuestras democracias. El riesgo de no hacerlo es alto».

Las audiencias virtuales continuaron hasta ayer miércoles, para que después la Corte tome una determinación. Pero una situación está meridianamente clara. La interpretación de los derechos humanos no se la puede sumir bajo un supuesto derecho humano personal y superior al de los demás. En Bolivia Evo Morales y el MAS han vulnerado la Constitución Política del Estado que determina que la reelección continuada solamente podrá efectuare por una sola vez. Además, el 21 de febrero de 2016, el referendo rechazó la pretensión de Evo Morales para volver a postularse. Pese a ello, el MAS con mayoría en la Asamblea Legislativa y con la complicidad del Tribunal Constitucional y Tribunal Supremo Electoral, conformados por adictos al MAS, vulneraron el ordenamiento legal y permitieron una cuarta postulación consecutiva.

«Evo Morales Ayma, Álvaro García Linera, el MAS, han vulnerado la CPE y la Ley 026 de Régimen Electoral, que prevé como sanción la pérdida de la personalidad jurídica y ante la afirmación y declaración de la Comisión de la Corte Interamericana de Derechos Humanos, saliendo por los fueros de la Democracia de los Pueblos, habiendo dado a conocer que «la reelección indefinida no es un derecho Humano», el TSE debe iniciar acciones legales penales contra Evo Morales, Álvaro García Linera y sus ex ministros, afirmaron miembros del CONADE.