Lamentable, ANF anuncia el fin de un ciclo

Dr. Gonzalo Torrez M.

Pasa el tiempo, pasan muchas personas de renombre, las instituciones quedan, pero el fenómeno socio económico crece como olas de tormenta surgidas de las profundidades de los océanos, que acaba con el espíritu de nobleza y coraje de quienes se ven obligados a frenar impulsos por «la crisis económica».

Mediante comunicado la Agencia de Noticias Fides -que durante varios años prestó servicio como agencia a JORNADA-, informa que a partir de este mes «concluye una etapa de vida de poco más de 56 años, debido a que se encuentra sumergida en una crisis económica de larga data».

ANF indica «ha considerado largamente las salidas a una crisis económica de larga data y que en la última década ha significado una «asfixia» real llevando a que la agencia sea insostenible y no pueda continuar del mismo modo».

Los periodistas y trabajadores que hicieron de ANF un baluarte de la información veraz, imparcial, están consternados, pero comprenden que cada día que pasa el desafío es mantener en la memoria colectiva el servicio que hacen los medios de prensa escritos para difundir la verdad histórica de los hechos.

Como atenuante ANF dio a conocer «que el portal web continuará con información, difundida a través de sus redes sociales, preservando los valores de la libertad, independencia, veracidad y compromiso».

Es titánica el servicio al pueblo de los medios de comunicación escritos, el dictador Evo Morales temeroso que las informaciones registradas en páginas escritas sirvan como prueba fehaciente en juicios de responsabilidades, asfixió a quienes no comulgaban con su ideología de egolatría y destrucción de principios y valores, fue el más nefasto de la historia republicana y del Estado Plurinacional, su axioma «yo le meto nomás y mis abogados lo arreglarán», está en el muestrario de la calamidad que azotó nuestra patria.

El expresidente Dr. Víctor Paz Estenssoro, con referencia a la secuencia de las informaciones afirmó: «La televisión impacta, pero pasa, la radio es de inmediatez que con el tiempo se olvida, temo y respeto a los medios escritos porque son testimonio de los hechos que recuerda en cualquier momento, lo que ocurrió en nuestras vidas y el fugaz paso en el ejercicio de servidor público».

Entendemos que lo tiempos difíciles pasan, la oscuridad de un atardecer significa también la próxima luz del amanecer.

Como ANF manifiesta «habrá tiempos mejores».