10 C
La Paz
lunes, septiembre 26, 2022
InicioOpiniónEditorialLas mujeres tienen el poder de cambiar el mundo

Las mujeres tienen el poder de cambiar el mundo

Cada 8 de marzo se recuerda el Día Internacional de la Mujer, y aunque en Bolivia se celebra el 11 de octubre, en esta fecha también se destaca su rol en el hogar, la familia, el trabajo y la actividad pública. La ONU ha escogido este día para reconocer la lucha de las mujeres por la igualdad, la participación y el empoderamiento en todos los ámbitos de la sociedad. Las agrupaciones de activistas destacan la fuerza que acumulan los movimientos de mujeres en todo el mundo en su trabajo por acortar las diferencias culturales, económicas, ideológicas y de cualquier tipo. Las mujeres unidas tienen el poder de cambiar el mundo y lograr la igualdad en todos los ámbitos de la sociedad.

Esta es una fecha dedicada a la incesante búsqueda de una igualdad efectiva. Pero las batallas que las mujeres enfrentan día a día, a veces superan los acontecimientos históricos, para convertirse en la cotidiana lucha por la supervivencia, el bienestar y la búsqueda de la felicidad, en la que el arma principal que se utiliza es el amor y el sacrificio. En estos momentos en los que la guerra está sembrando dolor, destrucción y muerte, el mensaje pacifista de las mujeres es cada vez más fuerte y realista. Para muchos, si los países beligerantes estuviesen dirigidos por mujeres, no se habrían desencadenado las hostilidades.

Por ello es necesario que el poder sea compartido de manera que la igualdad sea una realidad. Lamentablemente, solamente hay diez países en el mundo que ofrecen protecciones legales plenas a las mujeres, según el informe Women, Business and the Law 2021, publicado recientemente por el Banco Mundial. Bélgica, Francia, Dinamarca, Letonia, Luxemburgo, Suecia, Canadá, Islandia, Portugal e Irlanda fueron los únicos que ofrecieron plena igualdad de derechos para hombres y mujeres, al menos desde una perspectiva legal. Según el trabajo, 94 países de los 194 analizados a nivel global obtuvieron un puntaje de 80 por ciento o más. Nuestro país no figura entre ese grupo. En Bolivia se han aprobado decenas de leyes y normas que buscan proteger a la mujer en general, pero son pocas las que se cumplen. Otro estudio sobre maternidad, asigna a Bolivia el puesto 93 entre 176 países evaluados. Se trata del ranking que cataloga donde hay mejores condiciones para ser madre. Se trata de una calificación triste para el país, porque señala las condiciones de salud, bienestar económico, respeto, asistencia, reconocimiento y protección, entre otros, que el Estado y la sociedad brindan a la mujer.

Por otra parte, la participación de la mujer en la economía familiar es cada vez mayor, pero además es la columna vertebral de la unidad familiar, de la educación de los hijos y la motivación. Diversos estudios coinciden que en Bolivia, la mujer se ha convertido en parte fundamental del sostén de la economía familiar, especialmente en los sectores más deprimidos de la sociedad. Sin embargo, la mortalidad materna en Bolivia, es una de las más altas del mundo. En las áreas rurales e indígenas la cifra es mucho más elevada. En algunos lugares del altiplano rural la tasa de mortalidad materna es de 887 por cada 100.000 nacidos vivos, según un informe de UNICEF de 2010. Los indicadores oficiales posteriores señalan mejoras en la esperanza de vida en el país, por la reducción de la pobreza hasta 2017, pero desde ese momento volvió a crecer la pobreza que llegó a sus niveles más bajos en 2019. Posteriormente, la pandemia agudizó la pobreza y el sector más afectado ha sido el de las mujeres que perdieron empleos en mayor proporción que los hombres.

Una de las normas más importantes de protección que tiene como fin garantizar a las mujeres una vida digna, es la ley 348 que determina objetivos claros, pero que desgraciadamente no se cumplen. La norma establece mecanismos de prevención, atención, protección y reparación a las mujeres en situación de violencia. La ley busca perseguir y sancionar a los agresores. Establece la obligación de las autoridades de hacer cumplir la norma, Los servidores públicos de todos los Órganos, Instituciones Públicas, Entidades Territoriales Autónomas y la sociedad civil, tienen la obligación de hacer cumplir la ley 348 bajo responsabilidad penal, civil y administrativa. Asimismo, establece los delitos en caso de agresiones, entre estas figuran la Violencia Física, la Violencia Feminicida, la Violencia Psicológica, la Violencia Mediática, la Violencia Simbólica y/o Encubierta; la Violencia Contra la Dignidad, la Honra y el Nombre; la Violencia Sexual, y la Violencia Contra los Derechos Reproductivos. En la actualidad, Bolivia aparece como uno de los países con mayor violencia contra las mujeres, y cada año se producen por lo menos un centenar de feminicidios. Esta situación tiene que cambiar y toda la ciudadanía debería ponerse en campaña activa para cumplir y hacer respetar los derechos de las mujeres.

ARTÍCULOS RELACIONADOS

MÁS LEÍDAS

- Publicidad -