Piden el cambio del Fiscal General del Estado, Juan Lanchipa

APG

El ministro de la Presidencia, Jerjes Justiniano, mostró preocupación porque los fiscales departamentales hasta la fecha no asumen su responsabilidad de instruir a fiscales de materia acompañen a investigadores, policía, para ordenar la aprehensión de quienes en forma infraganti cometen delitos, atentado contra la vida, salud, de las personas.

Por su parte, dirigentes vecinales de La Paz y de El Alto manifestaron: «es extraño que el Fiscal General del Estado, Juan Lanchipa Ponce, sea un espectador de la tragedia que vive nuestro país por culpa de anarquistas que siembran terror con dinamitan e intentan hacer volar instalaciones como la Planta de Senkata, ya es el colmo se atente contra los hogares, salud, de las personas por parte de elementos del chapare que incitan a la violencia y se auto titulan ‘alteños'».

«De no haber sido la presencia de policías en cercanías de Senkata, se habría producido enfrentamiento de los habitantes de El Alto contra los bloqueadores que se oponían se cargue garrafas de gas para distribución en El Alto y la ciudad de La Paz, nos cercan para que no haya distribución de alimentos, es intolerable», expresaron.

«Consideramos que la Presidenta del Estado debe instruir el cambio del fiscal Lanchipa, por negligencia e incumplimiento de deberes», afirmaron dirigentes de juntas vecinales de La Paz.

Asunta Petrona Calle, Calixto Ticona, Salustio Luque y otros vecinos de Villa San Antonio, de las Periféricas «exigen que en forma inmediata se nombre a un Fiscal General del Estado que cumpla su deber en favor de los ciudadanos, porque estamos sufriendo las consecuencias de grupos desalmados».

«La Presidenta debe cambiar a quienes fueron nombrados a dedo por Morales Ayma, no somos políticos, vivimos de nuestro trabajo, no seguiremos aceptando amenazas de chapareños para obligarnos a bloquear calles o asistir a manifestaciones, los antisociales se sienten protegidos porque los fiscales no actúan en forma inmediata», denunciaron.