8.7 C
La Paz
miércoles, julio 17, 2024
InicioMundoEn plena guerra en Gaza, Cisjordania vive su jornada más letal desde...

En plena guerra en Gaza, Cisjordania vive su jornada más letal desde 2002 con 18 muertos

Al menos 18 palestinos murieron este jueves en diferentes incidentes violentos con tropas israelíes en Cisjordania ocupada, en la jornada más mortífera en la zona desde 2002 -punto álgido de la Segunda Intifada-, dentro de una espiral de violencia que recuerda a la de entonces, en paralelo a la guerra que Israel libra contra las milicias islamistas de Gaza desde hace un mes.

La escalada de violencia es Cisjordania se desató hace un año y medio, pero se ha disparado desde el inicio de la guerra el pasado 7 de octubre. Desde entonces han muerto 181 palestinos en incidentes violentos con Israel, 9 de ellos asesinados por colonos, y 2.400 han resultado heridos.

El episodio más sangriento hoy se vivió en Yenín -uno de los principales focos de violencia en el norte de Cisjordania-, donde murieron 14 palestinos y más de 20 resultaron heridos en una incursión del Ejército israelí dentro del campo de refugiados que, como es habitual allí, desencadenó enfrentamientos armados con las milicias palestinas.

Cifras sin precedentes desde le Segunda Intifada

18 muertos en un solo día representa la cifra más alta en Cisjordania desde 2002, según datos de la ONG israelí Btselem; y los 14 muertos en Yenín suponen además el incidente más letal en esa zona al menos desde 2005, cuando la ONU comenzó sus registros.

Además de los sucesos en Yenín, otros cuatro palestinos murieron hoy en enfrentamientos con tropas israelíes en diferentes puntos de Cisjordania, ocupada militarmente por Israel desde 1967 y que vive este 2023 su año más violento en dos décadas con casi 390 muertos.

De madrugada, en distintos choques con fuerzas israelíes en el sur de Cisjordania murieron dos palestinos, Mohamed Thawabta, de 51 años, en el pueblo de Beit Fajar, cerca de Belén; y Anas Abu Atwan, de 30 años, en Dura, una aldea cerca de Hebrón.

En la tarde murieron Muhanad Jad al Haqq, de 29 años, por disparos israelíes en el abdomen en choques en el campo de refugiados de Al Amari, cerca de Ramala; y Qadri Hatab, de 22 año, también por una bala en el abdomen disparada por soldados israelíes en el campo de refugiados de Balata, en Nablus, según Sanidad.

En el campo de refugiados de Yenín -donde opera la Brigada de Yenín, que aglutina a milicianos de diferentes facciones- las fuerzas israelíes llevaron a cabo una «operación antiterrorista», que se prolongó durante varias horas y en la que detuvieron a más de 20 palestinos, incluidos Nur y Minur Salma, «terroristas» de la Yihad Islámica.

En la redada, soldados israelíes se incautaron de dos fusiles M-16, dos carabinas M-4, varias pistolas, municiones y equipo militar; además de destruir el pozo de un túnel subterráneo que contenía artefactos explosivos listos para usar y destruir un vehículo que contenía armas, según un comunicado castrense.

El Ejército confirmó haber matado a al menos diez «terroristas armados» en los enfrentamientos, además de haber usado un dron para matar por aire a una «célula terrorista que puso en peligro a los soldados en la zona».

«Fuerzas del Ejército de la ocupación irrumpieron en el campamento de refugiados de Yenín y sus francotiradores subieron a los tejados de varios edificios, mientras bulldozers destruían las calles e infraestructura, indicó la agencia oficial de noticias palestina Wafa, que también señaló que rodearon el hospital Khalil Suleiman de la ciudad y abrieron fuego «contra todo incluidas ambulancias».

La guerra de Gaza se contagia a Cisjordania

Las redadas israelíes en Cisjordania, que se han intensificado en el último año y medio, han aumentado aún más desde que comenzó la guerra contra las milicias islamistas Gaza, y las fuerzas israelíes han detenido allí a unos 1.500 palestinos, 900 de ellos sospechosos de vínculos con Hamás, grupo responsable del brutal ataque en suelo israelí el pasado 7 de octubre que dejó más de 1.400 muertos y más de 230 secuestrados.

Cisjordania vive su mayor pico de violencia desde la Segunda Intifada (2000-05) y en lo que va de año 389 palestinos de ese territorio han muerto en episodios de violencia con Israel, la mayoría milicianos en enfrentamientos armados con tropas israelíes y atacantes, pero también civiles, incluidos 85 menores.

En paralelo, el área ha visto la proliferación de nuevos grupos armados palestinos, que han dejado 36 muertos del lado israelí, la mayoría colonos y 6 uniformados.

Sobre esta jornada negra en Cisjordania, Nabil Rudeinah, portavoz del presidente palestino Mahmud Abás, afirmó que «la ocupación israelí está intensificando su guerra total contra el pueblo palestino en Gaza, Cisjordania y Jerusalén, con el objetivo de matar y desplazar a tantos palestinos como sea posible».

ARTÍCULOS RELACIONADOS

MÁS LEÍDAS

- Publicidad -